Un Resumen del Proceso de la Creación Deliberada

Al conocer todo este proceso de Creación Deliberada, pueden ejercer control deliberado de su propia vida.

Primero, reconoce que eres más de lo que ves aquí en este cuerpo físico, y que hay una parte tuya más extensa, más sabia y, ciertamente más antigüa, que recuerda todo lo que has vivido; y aún más importante: sabe quién eres. Y, desde esa perspectiva que todo lo abarca, esa parte tuya puede ofrecerte información clara y absoluta, con relación a la conveniencia de lo que estás haciendo, diciendo o hablando o lo que estás a punto de hacer o a punto de decir.

Luego, en en ese momento programas claramente tus intenciones, entonces tu Sistema de Guía puede funcionar con mayor efectividad, porque tiene la habilidad de incluir todos los datos reunidos de todas tus experiencias (todos tus deseos, todas tus intenciones y todas tus creencias) y lo comparas con lo que estás haciendo o estás a punto de hacer, con el fin de proporcionarte una guía total.

Más adelante, mientras avanzas en tu día, presta atención a lo que sientes. Y cada vez que te descubras sintiendo una emoción negativa, deja lo que estés haciendo que te atraiga esa emoción, porque la emoción negativa significa que en ese momento estás creando negativamente. La emoción negativa solo ocurre cuando estás creando de manera opuesta a tus deseos. Entonces, cuando reconozcas que estás sintiendo una emoción negativa, no importa la razón, no importa cómo llegó, no importa la situación en que te encuentres, deja de hacer lo que estás haciendo y enfócate en algo que te haga sentir mejor.

Practica el Proceso de la Creación Deliberada, durante 15 ó 20 minutos todos los días, permanece sentado en silencio y sin interrupciones ni distracciones de las cosas del diario vivir, ponte a pensar tu vida y visualízate como deseas estar, rodeado de todas las cosas que te agradan.

Fuente: La Ley de Atracción-  Esther y Jerry Hicks

¡Soy feliz!